11 septiembre 2007

El dolor de una madre

Cuando leo que la mamá del narcotraficante Don Diego estaba con él en el momento de la captura imagino el dolor de esta mujer de 70 años. Saber que su hijo no va a volver, por malo que sea, debe ser doloroso al extremo.

Ahora solo pienso en ella. El tipo me tiene sin cuidado. Pero rezo por ella.

Solo imagino a mi mamá en un caso así y se me escurren las lágrimas.

2 comentarios:

Chien dijo...

Debe ser doloroso para esa pobre madre! Y lo peor de todo es que el tipejo eso ha de importarle un comino lo que pueda o le pueda pasar a su pobre madre. Ojalá y la señora tenga fuerzas para afrontar todo eso…

medea dijo...

pues si a la señora no le dio pena vivir bien con dinero sacado de quien sabe donde y viajar con un hijo prófugo de la justicia... como que tampoco es la santa paloma.

Recuerde que además de estas entradas encontrará más a través de los links de Ruidos Archivados