20 septiembre 2012

Somos unos idiotas todos*


El procurador, y nosotros caímos en su juego, convirtió nuestras quejas contra un político corrupto, tendencioso, abusivo y aprovechado en una cruzada contra la moral y el aborto.

Entonces muchos de los que están contra el aborto lo apoyan no importa que este personaje esté confabulado con una corte suprema clientelista y un congreso putrefacto. Así quedamos de mal. Seguimos soportando un funcionario que cree que sus creencias están por encima de la constitución y la ley, uno que vende el poder investigativo del estado para su propio beneficio. A pesar que se haga llamar católico. ¡Ja!

Y por supuesto, los jerarcas de cualquier rama del cristianismo son los primeros en apoyar a este bandido, como han hecho con muchos. Ellos son los que se hacen los de la vista gorda cuando les conviene. Vergüenza debería darles de llamarse cristianos.

Y todo quedó limitado a si hay aborto o no. Somos unos idiotas todos.

*Texto escrito sin autocensura, con prisa y con mucha rabia a partir de una opinión de @egolaxista_

No hay comentarios.:

Recuerde que además de estas entradas encontrará más a través de los links de Ruidos Archivados